Si estás aquí, es debido a tu buen gusto culinario.

Al igual que nosotros, aprecias los placeres culinarios que elevan la experiencia gastronómica.

Y, si me permites sugerir algo especial, ¿qué tal deleitarte con la sublime exquisitez de un cochinillo asado, entregado directamente a tu puerta para que puedas disfrutar de la máxima calidad gastronómica en la comodidad de tu hogar?

¿En qué consiste?

Con solo un clic, te llevamos la experiencia de disfrutar de Cochinillo o Lechazo directamente a tu hogar, en compañía de familiares o amigos.

Gracias al éxito obtenido con nuestro renombrado cochinillo, nos complace ofrecer el “Cochinillo Peregrino” preparado por el hábil asador Juan Rodríguez Fernández.

Desde nuestro horno hasta su mesa, cada cochinillo pasa por un cuidadoso proceso de asado y enfriamiento, se envasa con esmero y, finalmente, se envía.

Después, solo queda que usted  y sus comensales lo disfruten plenamente en la comodidad de sus hogares. La magia de nuestra cocina ahora viaja directamente a sus paladares. ¡Solo te separa un clic de esta experiencia gastronómica excepcional!

Puedes realizar tu pedido Pinchando Aquí.

 

Envíos a toda España.

Proceso del Cochinillo

Después de pasar tres horas en nuestro horno, el cochinillo es cuidadosamente retirado y sometido a un proceso de enfriamiento para preservar sus jugosos sabores. Posteriormente, con destreza, se envasa al vacío, garantizando que todas las propiedades y cualidades excepcionales de nuestro horno se conserven intactas.

Sólo es necesario un toque de horno en su casa para poder deleitarse.

Y así, con el mismo esmero, iniciamos el viaje de este exquisito manjar hacia tu destino, listo para deslumbrar tus sentidos en cada bocado.

Preparación del Cochinillo

  1. Precaliente el horno a 180º-190ºC.
  2. Corte el plástico de vacío y coloque el cochinillo en una bandeja de horno con un poco de agua, con la piel hacia arriba.
  3. Cocine durante 20-30 minutos, asegurándose de que se dore uniformemente.
  4. Abra la bolsa de jugo del cochinillo, añada 50ml de agua y caliente. Ajuste la sal según sea necesario.
  5. Abra la bolsa de manteca y viértala en un recipiente para calentar.
  6. Después de 20-30 minutos, cepille la piel del cochinillo con la mezcla de manteca y continúe cocinando durante 10 minutos a 200ºC hasta que la piel esté dorada y crujiente.
  7. Sirva el cochinillo entero en la mesa, y utilice un plato para trocearlo.
  8. Acompañe con el jugo caliente y sirva a gusto de los comensales.

Consejos:

  1. Las indicaciones de temperatura y tiempo son aproximadas y pueden variar según la potencia del horno.
  2. Nunca sirva el jugo por encima del cochinillo.

Conservación:

Almacene el cochinillo refrigerado (entre 0º y 5ºC) para mantener su frescura hasta por un mes. ¡Disfrute de esta deliciosa experiencia gastronómica!

El Cochinillo Peregrino